5 tips para tener una casa que ayude a tu salud emocional

1.      Biofilia: conviértete en el señor o la señora de las plantas

El diseño de interiores es 90% percepción. Por eso, tener plantas o flores en casa nos trasladará neurológicamente a la naturaleza, asegura Linda Shamai, arquitecta y socia fundadora de Studio 20.25, despacho de interiorismo con casi 10 años de experiencia en México y Estados Unidos.

“Esto no significa que tener vegetación en casa nos haga sentir inmediatamente en Valle de Bravo. Lo que sí sucede es que nuestro cerebro, paulatinamente, asociará neurológicamente este tipo de interiorismo con la sensación de bienestar o la serenidad que produce estar en un jardín o en un bosque. Es un proceso inconsciente que no entendemos a primera instancia, pero que sí genera estímulos positivos a largo plazo”, explica. 

2.       Iluminación amarilla y blanca ¿Te ponen nervioso los hospitales? La culpable, en buena medida, es la luz, una tan brillante y tan blanca que, en automático, pone al cerebro en estado de alerta. “Por eso es recomendable que nuestra casa tenga una iluminación bitonal: blanca y amarilla”, advierte Linda Shamai, socia fundadora de Studio 20.25. 

Su consejo es comprar lámparas rectangulares o geométricas para brindar mayor proporción a tu espacio. Una buena iluminación, dice, hará que te canses menos a la hora de trabajar o que evites problemas como la migraña. “Para la recámara es ideal que predomine la luz amarilla: tendrás un mejor descanso. Una luz muy blanca en tu habitación podría generarte insomnio”, afirma Shamai.

3.      Colores neutros Si pintamos nuestros muros con colores muy vivos y brillantes quizás deleites a tu ojo, pero el cerebro opera de diferente manera y se sentirá saturado, señala Linda Shamai, socia fundadora de Studio 20.25. “Una casa pequeña o mediana con colores demasiado fuertes podría generar hiperactividad o ansiedad a largo plazo. Por eso lo ideal es usar colores neutros en muros y acabados. Deja los colores vivos y brillantes para muebles y accesorios. Recordemos que colores como el anaranjado o el morado son más para oficinas corporativas o espacios creativos con plafones altos”, sostiene Shamai.

4.      Muebles ergonómicos Trabajar en la recámara ya es un hábito. Sin embargo, que tu habitación sea tu oficina 24/7 no es sano, ya que tu cerebro no sabrá distinguir cuándo es hora de relajarte y cuándo de trabajar. “Si trabajas en la cama, deja de hacerlo.  Mejor compra un escritorio ergonómico, es decir, desmontable: de día puede ser un work desk; de noche, un buró para poner el café. Todas las tiendas para el hogar ya cuentan con estas opciones. Además, puedes colocarlo en cualquier lugar de la casa”, dice Linda Shamai, socia fundadora de Studio 20.25.

5.      Compras aromatizantes, pero no te excedas En México, los olores de supermercado son muy cítricos y florales porque se ha comprobado que estos aromas generan hiperactividad y detonan el hambre, lo cual nos vuelve más consumistas, comenta Linda Shamai, arquitecta de Studio 20.25. “Por todo lo anterior, no recomendamos tener tantos aromas frutales o cítricos en casa, porque inmediatamente nuestro cerebro los va a asociar a hacer el súper y a consumir, e incluso eso puede llevar a comer más o a querer salir a comprar algo”.

Insomnio, ansiedad, depresión, estrés… Son muchos los trastornos que, según la Organización Mundial de la Salud, han aquejado a millones de personas durante este confinamiento.

Aunque no lo creas, el cómo esté decorada, construida o distribuida tu casa influye notablemente en la configuración de tus pensamientos y emociones, asegura Linda Shamai, arquitecta de la Universidad Anáhuac y socia fundadora de Studio 20.25, despacho mexicano de interiorismo que, desde hace una década, diseña espacios con base en las necesidades emocionales y psicológicas de sus clientes.

La experta asegura que las nuevas tendencias del interiorismo en este 2021 serán la resiliencia y los espacios emocionalmente sanos. El objetivo, dice, es que las casas sean lo suficiente adaptables para hacer home office durante tres meses, pero que también sirvan para descansar, detonar la creatividad y sentirnos seguros mientras afuera un virus siembra el caos mundial.

Según lo ha dicho el arquitecto Juan Carlos Baumgartner (creador de las oficinas de Amazon y Google en México), la neurociencia ha demostrado que las personas tienen dos tipos de memoria: muscular y perceptiva. Ambas, explica, se desarrollan según la interacción que tenemos con los espacios que habitamos, ya sea un parque, un departamento o una oficina.

Gran prueba de que el interiorismo inteligente funciona, son las oficinas de Google o Amazon, organizaciones que requieren de oficinas resilientes para que sus trabajadores desarrollen una creatividad y una productividad sin límites, afirma Linda Shamai, arquitecta de Studio 20.25.

“No por nada sus colores, su decoración y su arquitectura están hechas a la medida para personas que trabajan todo el tiempo, pero que a la vez necesitan libertad y confort para generar ideas. Esa es la nueva regla para 2021 y debemos llevarla a nuestros hogares”, observa la arquitecta.

Autor: Shana

Actualmente el periodismo y los medios de comunicación están en constante cambio, en gran parte por las nuevas tecnologías. Por tal motivo, he creado shanafilms como un medio dedicado a acercar al público general una mirada profesional, crítica y entretenida a través del turismo, en cine, los videojuegos, el entretenimiento y estilo de vida, con contenidos originales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .