Xbox apoya la salud mental a través del poder de los videojuegos


Hace tres años, comencé un viaje de búsqueda del alma que involucraba mi propio bienestar mental. Como director del programa Quality of Life en 343 Industries, tengo el privilegio de participar en el trabajo de coordinación de los esfuerzos culturales y filantrópicos del equipo de Halo, así como de trabajar con el Equipo Xbox y Microsoft para desarrollar iniciativas de diversidad e inclusión. Por mucho que ame mi trabajo, al final de días ajetreados llenos de reuniones y conversaciones reflexivas, me siento agotado. Al principio, pensé que solo estaba superado porque soy una persona introvertida, pero cuando comencé a hablar con un terapeuta al respecto, descubrí que padezco depresión clínica.

Por primera vez en mi vida, tuve las palabras para describir la sensación tan pesada que cargaba desde hace tiempo. Al ser consciente de esto, estoy trabajando en cómo cuidarme mejor. Hablo con mi terapeuta sobre lo que desencadena mi depresión y cómo puedo lidiar con mi vida cotidiana. La depresión no es un jefe de nivel final al que se puede vencer; es una parte de mí que trabajo para aceptar y manejar. Ahora tomo medicamentos como parte de mi tratamiento, ¡nunca me había sentido más equilibrado en mi vida! Para empezar, tenía mucha aprensión sobre la idea de tomar medicamentos, pero es un cambio del que me alegro haber hablado y finalmente hecho. Con los medicamentos, mi cerebro comenzó a hacer algo que parecía que todos los demás podían hacer. Así que, ahora tomo medicamentos para la acidez y el dolor de estómago, ¿cuál es la diferencia?

Los juegos son una de las principales formas en que alimento mi alma o mi espíritu. Me encanta todo tipo de juegos: juegos de mesa, cartas y de fiesta. Pero sobre todo, los videojuegos. He sido Cloud Strife enfrentándose a Shinra. He sido un aventurero y he recibido una flecha en la rodilla. He vivido mil vidas una y otra vez a través de las historias de los videojuegos. Cuando estoy realmente en lo más profundo de mi depresión, a menudo recurro a Katamari Damacy. Ese juego no tiene ningún sentido, pero es una delicia. En él, tu tarea consiste en enrollar todas las cosas del mundo en una bola, desde frutas hasta muebles, edificios y personas, y de alguna manera… ¿hacer nuevas estrellas con eso? No tengo ni idea. Pero, cuando el mundo no tiene sentido, puedo hacer una bola con toda la basura y seguir adelante.

Los juegos pueden ser una gran fuente de liberación. Y, aunque amo la competencia tanto como al próximo jugador, los momentos en que los juegos me han ayudado más es cuando los uso para relajarme y explorar. Como hombre negro, los espacios donde siento que la seguridad puede ser difícil de encontrar. Asimismo, sé que eso no es algo fuera de lo común, por lo que insisto en jugar juegos que me brinden alegría y alentar a las personas a hacer lo mismo. Tengo cuevas de Minecraft y granjas de Stardew Valley que he disfrutado tanto como algunos de mis campos de batalla chamuscados con plasma. En resumen, ¡me gusta ver a la gente, incluido yo, jugar lo que les hace felices!

Jugar es divertido y, sinceramente, solo quiero decirles a otros hombres, y especialmente a otros hombres negros, que está bien divertirse jugando y no tomárselo tan en serio. Está bien que no sea una competencia y simplemente pasar un momento relajante cosechando en un acogedor juego. A tu manera.

Los juegos también tienen el potencial de ser esta experiencia transformadora capaz de conectarnos con otras personas y experiencias. Spiritfarer, que es un simulador de gestión que cuenta una historia sobre el duelo a través de las relaciones, me hizo llorar directamente cuando me conecté con mis propias experiencias de duelo. Una vez asistí a un funeral en el juego de una persona real que nunca conocí porque me sentí muy conectado con ella a través de la relación que desarrollamos durante el juego. Me parece increíble que los juegos tengan el poder de conectarnos de esa manera. Porque, realmente, no es lo que estamos pasando lo que es tan difícil, sino que muchas veces tratamos de pasarlo solos.

La vida no es un juego para un solo jugador. Para cualquier persona que se sienta sola, debe saber esto: a alguien le importas. Alguien, muy probablemente alguien a quien conoces y amas, está dispuesto a escucharte. Ya sea que tengas o no el privilegio de buscar terapia en este momento, encontrar a alguien con quien hablar sobre lo que está pasando siempre es un gran primer paso.

Si necesitas ayuda y no está sabes a dónde acudir, inicia con alguno de los recursos siguientes. Únete a la comunidad Team Xbox mientras adoptamos el poder del juego como una de las muchas herramientas para fomentar el bienestar mental durante todo el año.

Autor: Shana

Actualmente el periodismo y los medios de comunicación están en constante cambio, en gran parte por las nuevas tecnologías. Por tal motivo, he creado shanafilms como un medio dedicado a acercar al público general una mirada profesional, crítica y entretenida a través del turismo, en cine, los videojuegos, el entretenimiento y estilo de vida, con contenidos originales.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.